Venezolano demostró teorema planteado hace 374 años

Alberto-Duran-Meza_NACIMA20150104_0036_6

La cardinalidad de los Números Primos de Fermat fue el objeto de estudio por más de 5 años del profesor Alberto Durán

Alberto Durán Meza no tiene teléfono celular. El matemático prefiere alejarse de todo cuanto pueda representar una distracción para sus trabajos de investigación. Su aislamiento de la modernidad ha dado frutos: a mediados 2014 demostró el teorema planteado por Pierre Fermat en 1640 sobre la cardinalidad de los Número Primos.

En un cruce de correspondencias con el padre Marine Merssene, Fermat le comentó de una fórmula matemática con la cual pensaba que podían hallarse únicamente números primos. Sin embargo, las limitaciones del tiempo en el que vivía solo le permitieron comprobar su teoría a medias. Y esa fue la labor en la que se embarcó el profesor Durán en los últimos 5 años.

“Mi trabajo consistió en demostrar que sí es cierto que existen infinitos números primos para esa fórmula. Para lograrlo utilicé herramientas de la aritmética superior y el teorema de Schröeder-Bernstein”, explica.

El trabajo de 7 páginas fue difundido y verificado por la publicación especializada Open Science Repository Mathematics, a la cual están adscritas las universidades de Harvard, Chicago, Ontario y Calgary, entre otras.

“Nadie puede decir cuándo se aplicará el resultado de una investigación matemática. Eso lo dice la posteridad. La mayoría de las veces ya la gente ha muerto cuando su invento o descubrimiento se aplicó. Pero naturalmente que el enigma de los Primos de Fermat quedó resuelto”, comenta Durán.

El matemático agrega que aunque en 1994 el inglés Andrew Files resolvió un problema que se llamó el último teorema de Fermat, el tiempo quiso que fuera él quien realmente desarrollara la última proposición. Resalta que en la época en la que fue planteada la Cardinalidad de los Números Primos vivían científicos como Galileo Galilei, René Descartes, Blaise Pascal y Johannes Kepler. “Ellos de seguro recibieron la conjetura, la pusieron por allí, como hacemos todos los investigadores para descansar la mente y hacer otra cosa, y eso vino rodando y rodando”.

Durán tiene 20 años trabajando en las facultades de Ingeniería y de Educación de la Universidad José María Vargas, donde dicta clases de Lógica, Estadística, Cálculo y Didáctica de la matemática.

En el 2000, el venezolano encontró la respuesta a la Conjetura de Goldbach, después de 258 años de haber sido propuesta, en la que se planteaba la pregunta: “¿por qué un número par siempre se puede descomponer en la suma de dos números primos”.

 

Por María Emilia Jorge (El Nacional)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Current ye@r *